Desarticulada una banda juvenil latina multidelictiva y violenta

0 5

La Guardia Civil y la Policía regional de Cataluña, con la colaboración de la Guardia Urbana, desarticularon en Barcelona una violenta organización criminal juvenil latina dedicada al tráfico de drogas e implicada en agresiones con armas blancas, robos y estafas bancarias.

En la operación fueron detenidas once personas, entre ellas un joven de 17 años, informó este viernes la Guardia Civil.

Durante el dispositivo policial, llevado a cabo el pasado 30 de abril, se practicaron además 12 entradas y registros, diez de ellos en Barcelona ciudad, uno en la localidad de L’Hospitalet de Llobregat y otro en una parcela agraria de Montcada i Reixac.

La organización desarticulada se autodenominaba LDCM, siglas que se corresponden con ‘Los Demons de Ciudad Meridiana’ y, a diferencia de otros grupos criminales que actúan en Barcelona, sus miembros compartían algunas señas de identidad, lo que los unía en su actividad delictiva.

Se trataba de una organización de reciente creación, integrada en su mayoría por ciudadanos de origen latinoamericano, que fueron detenidos acusados de los delitos de pertenencia a organización criminal, tráfico de drogas, tenencia ilícita de armas, lesiones y robos con fuerza y/o con violencia, entre otros.

Además, los investigadores trabajan con la hipótesis de que sus miembros pretendían organizarse de manera similar a los grupos violentos propios de sus países de origen, si bien adoptando una autonomía e identidad propia.

El grupo tenía una estructura clásica criminal, es decir, con una ordenación estable y perdurable, jerarquía en diversos niveles y distribución de roles y tareas determinadas entre sus integrantes con el fin de asegurar su actividad delictiva con elevado éxito de ejecución.

La banda operaba principalmente en el distrito de Nou Barris de Barcelona, en un área geográfica determinada, consiguiendo el control delincuencial de dicho territorio, lo que le permitió erigirse en muy poco tiempo en una organización delictiva destacada en esta zona de la ciudad.

Las pesquisas permitieron acreditar, asimismo, que los investigados se encontraban en posesión de armas de fuego y armas blancas, que podían utilizar en la ejecución de los actos ilícitos y como medio de agresión frente a integrantes de organizaciones criminales con los que mantienen rivalidad por el control de su actividad, especialmente en lo que se refiere al tráfico de drogas.

Los once arrestados tiene edades comprendidas entre los 17 y los 27 años, y acumulan un total de 53 antecedentes policiales por diferentes tipos delictivos, como robos con fuerza, robos con violencia e intimidación, tráfico de drogas, lesiones, amenazas y estafas bancarias.

En los registros practicados se descubrió una plantación interior de marihuana con 81 plantas, diferentes sustancias estupefacientes, sustancias precursoras y de corte, prensa para la fabricación de drogas de diseño, balanzas de precisión y envoltorios para la venta al menudeo, cuya valoración económica total se estima en 28.138 euros.

Además, se intervinieron más de 24.000 euros en efectivo, 15 patinetes eléctricos, así como numerosas joyas sobre las que se investiga su posible procedencia ilícita.

Fuente: Agencias