Los honores y distinciones de 2024 se entregarán en un acto institucional previsto para mayo con motivo del Día de la Ciudad

0 2

El Pleno de la Corporación Municipal ha aprobado hoy, de forma definitiva y por unanimidad, los expedientes por los que se conceden los honores y distinciones del Ayuntamiento de Murcia correspondientes a este año 2024, que serán entregados en un acto institucional previsto para mediados de mayo, con motivo del día del aniversario de la creación del Concejo de Murcia por parte del rey Alfonso X El Sabio.

Así, recibirán la Medalla de Oro de la ciudad de Murcia José Meseguer Huertos (a título póstumo), fundador de Cruz Roja Provincial de Murcia, con motivo de su 150 aniversario; el Cuerpo Nacional de Policía, con motivo de su 200 aniversario; y la Federación de Colombicultura de la Región de Murcia, que celebra su 70 aniversario.

Además, serán nombrados Hijos Predilectos de Murcia Gloria Alemán Picatoste, presidenta de la Fundación GMP; Francisca Magaña Fuentes ‘Paca La Machacanta’, fundadora del restaurante ‘La Machacanta’ de Beniaján; y el trovero Pedro López Martínez ‘El Cardoso’. A Ricardo Codorniú y Stárico, conocido como ‘El Apóstol del Árbol, se le nombrará Hijo Adoptivo de la Ciudad de Murcia, también a título póstumo.

El proceso de tramitación de los expedientes se inició en el Pleno del pasado 30 de noviembre, con una moción conjunta de los tres grupos municipales con representación en el Ayuntamiento: PP, PSOE y VOX.

El alcalde, José Ballesta, mostró su alegría por la unanimidad y agradeció a los grupos políticos el sentido institucional mostrado en la tramitación de estos expedientes de honores y distinciones,

RESEÑAS DE LOS GALARDONADOS

José Meseguer Huertos. Medalla de Oro.

Fue el fundador de Cruz Roja Provincial Murcia, institución que ha celebrado su 150 aniversario.

Además, José Meseguer es considerado como el primer urólogo murciano, consiguiendo reconocimiento y prestigio por su habilidad para extraer las piedras de la vejiga por medio de la talla perineal o mediante la litotricia.

Gracias a su iniciativa y entusiasmo, se instituyó en Murcia la Asamblea Provincial de la Cruz Roja el 30 de junio de 1873, de la que fue elegido presidente y cuyo mandato prosiguió hasta finales de 1879.

La propuesta de concesión de la Medalla de Oro parte de Cruz Roja Española.

Policía Nacional. Medalla de Oro.

El 13 de enero de 1824 se publicó la Real Célula por la que creó la Policía General del Reino, el primer cuerpo policial con dimensión nacional con la función de «garantizar el bien y la seguridad pública». Por tanto, en 2024 se celebrará el 200 aniversario de su creación.

La Policía Nacional es, por tanto, el cuerpo estatal más antiguo de todas las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de España, sabiendo evolucionar con el paso de los años y adaptarse a los desafíos de cada época.

El Ayuntamiento de Murcia considera que, en estos dos siglos de historia, la Policía Nacional ha buscado dar respuesta inmediata y eficaz a las demandas de todos los ciudadanos, razón por la cual es hoy una de las instituciones más queridas y valoradas por la sociedad.

Federación de Colombicultura. Medalla de Oro.

La Federación de Colombicultura de la Región ha desempeñado un papel destacado en la promoción y preservación de la colombicultura como una tradición cultural y deportiva, circunstancia que el Ayuntamiento considera significativa para la concesión de la Medalla de Oro de la Ciudad de Murcia.

También hay que considerar los estrechos y antiguos lazos que existen entre Murcia y la colombicultura. Fueron los árabes quienes introdujeron el gusto y la afición por el vuelo de los palomos en la península, afición que proliferó y dejó huella en Murcia. Tras la conquista de Alfonso X, en el Repartimiento de la Ciudad realizado entre 1268 y 1273, se hace mención a los numerosos palomares que los árabes han dejado por la ciudad.

Los regidores de Murcia de los siglos XIV y XV, viendo ensanchada la ciudad, y que la muralla dejaba de tener una prioridad defensiva, permitieron el uso de los torreones de la muralla como palomares. La primera sociedad documentada y organizada de colombicultura en Murcia se crea en 1773.

Ricardo Codorníu y Stárico. Hijo Adoptivo (a título póstumo)

Ricardo Codorníu y Stárico nació en Cartagena el 6 de julio de 1846 y falleció en Murcia el 26 de septiembre de 1923.

Desde temprana edad, mostró un vivo interés por las Ciencias Naturales y una apasionada admiración por la flora y fauna. Esta pasión lo impulsó a emprender estudios en la prestigiosa Escuela de Montes de Villaviciosa de Odón (Madrid), donde se graduó en Ingeniería de Montes el 1 de abril de 1871, en un año que marcaría un hito significativo en su vida al contraer matrimonio con Mercedes Bosch y Bienert, también oriunda de Cartagena, con la que formaría una familia compuesta por ocho hijos.

Hombre de profundos valores humanitarios y amante incondicional de la naturaleza, Codorníu se unió al Cuerpo Nacional de Ingenieros de Montes. Más adelante, asumiría roles de liderazgo en la Dirección Hidrográfica-Forestal del Segura y en la inspección de Repoblaciones Forestales y el Servicio Hidrográfico-Forestal del Ministerio de Fomento.

La dedicación incansable de Codorníu a la causa forestal se manifestó en su papel fundador en la Sociedad de Amigos del Árbol, un acto que le valió el cariñoso apodo de ‘Apóstol del Árbol’.

En el año 1889, Codorníu realizó un viaje revelador a Sierra Espuña. La desolación de los paisajes desnudos y desérticos que contempló desde el Morrón de Espuña lo inspiró a emprender una ambiciosa misión de reforestación total. Este empeño se mantuvo a lo largo de su vida y se considera su legado medioambiental y forestal más notable.

Otra hazaña destacada de Ricardo Codorníu, que arrancó a finales del siglo XIX, fue la repoblación forestal de Guardamar del Segura en la provincia de Alicante.

En línea con su pasión educativa, en 1915 publicó una guía sobre el Parque de Ruiz Hidalgo en Murcia, acompañando paseos botánicos que buscaban instruir sobre las diversas especies arbóreas. Además, fundó la revista ‘España Forestal’ y colaboró con la ‘Revista de Montes’.

Las numerosas contribuciones de Codorníu en pro de la naturaleza fueron recompensadas con valiosas distinciones, como la Gran Cruz de Isabel la Católica, la Cruz del Mérito Agrícola y la Encomienda de Alfonso XII, entre otras.

Gloria Alemán Picatoste. Hija Predilecta.

Gloria Alemán es la presidenta y patrona fundadora de la Fundación GMP, una entidad que lleva en su ADN impregnada el concepto de solidaridad y el compromiso con su entorno.

Desde su constitución en 2008, la Fundación GMP ha desarrollado una intensa labor en la Región de Murcia, a favor del colectivo de personas con discapacidad intelectual y con daño cerebral.

En Murcia ha hecho diversas donaciones a ASSIDO, ASTRAPACE, ASPANPAL, FUNDOWN. Asimismo, desde el año pasado, ha ampliado su misión con el objetivo de prestar asistencia y apoyo a personas con Alzheimer. Ejemplo de ese compromiso es el parque biosaludable recién estrenado en el Centro de Día de AFAMUR.

Precisamente AFAMUR es la organización que propuso su distinción como Hija Predilecta de Murcia.

Francisca Magaña Fuentes, Paca ‘La Machacanta’. Hija Predilecta

Francisca Mañaga, de 91 años, es fundadora del restaurante ‘La Machacanta’, ubicado en la Vereda de la Barca de Beniaján, en pleno corazón de la huerta de Murcia.

Nacida en el seno de una familia huertana, a corta edad tuvo que dejar el colegio para dedicarse al oficio de su padre, que era lechero. Tras casarse, comenzó a trabajar en el ventorrillo de sus suegros, de los que heredó el apodo de ‘La Machacanta’.

Autodidacta, ha dedicado toda su vida profesional a la gastronomía más tradicional, a honrar lo más típico de la huerta y lo ha hecho cada día con ilusión y constancia. Retirada hace unos años, actualmente está entregada a sus hijos, nietos y bisnietos. La propuesta para ser Hija Predilecta de la Ciudad de Murcia partió de la Junta Municipal de Beniaján.

Pedro López Martínez ‘El Cardoso’. Hijo Predilecto.

Maestro del trovo murciano, defensor de las tradiciones y del folklore de transmisión oral, es uno de los grandes exponentes del cante de improvisación típico de la huerta de Murcia.

En el año 1963 se incorporó a la cuadrilla de Sangonera la Verde, con José Bastida Sánchez ‘El Pierres’. Ahí empezó su pasión por el trovo. Fue su primera etapa. Y más tarde, con Manuel Cárceles, ‘El Patiñero’.

En 2014 publicó «Un verso en cada latido», un libro que contiene su biografía e incluye, además, hasta 300 décimas originales. Y en 2014, «Las 1.000 décimas del Cardoso», otro libro en el que realiza un homenaje al trovo murciano y que contiene 10.000 versos. Implicado en la vida cultural del municipio ha sido uno de los impulsores del I Festival Internacional de Trovo celebrado durante la Feria 2023.

Fue propuesto como Hijo Predilecto por la Cuadrilla de Sangonera la Verde y la Junta Municipal de Sangonera la Verde.

Fuente: Ayuntamiento Murcia